Buscar/Hemeroteca

martes, 5 de junio de 2018

Cata inaugural del botellero histórico González Byass, con vinos de Jerez del siglo XIX y principios del XX

González Byass reúne una de las grandes colecciones de vinos de Jerez del siglo XIX y principios del XX. Mauricio González-Gordon, presidente de González Byass y miembro de la quinta generación de la familia, ha dirigido la cata que inaugura el botellero histórico de la bodega junto a Antonio Flores, enólogo y master blender, Sarah Jane Evans MW y Pedro Ballesteros MW. Los protagonistas han sido cuatro vinos -Añada 1963 Oloroso, Viña Amorosa Añada 1911, Matusalem década años 30 siglo XX y Pío X Moscatel prefiloxérico 1903- que dan continuidad generacional al estilo enológico de la casa y muestran la pasión por la viña presente desde su fundación, en 1835.

La casa de Tío Pepe abre las puertas de este “archivo líquido”, que conserva botellas de las soleras fundacionales de Matusalem, Apóstoles, Viña AB y Tío Pepe, así como moscateles prefiloxéricos y vinos singulares elaborados para conmemorar momentos únicos de la familia González y nombramientos de papas y reyes.

El silencio y la intimidad acompañan ahora el devenir de la exclusiva selección de vinos llenos de historia y sentimientos que guarda el botellero. Referencias escasas que rozan la eternidad, como Tío Pancho Romano, de 1728, el más antiguo documentado en González Byass; Trafalgar, una Solera contemporánea de la batalla (1805) adquirida por los fundadores de la bodega, y Añadas ligadas a la viña, como La Racha 1930, procedente del Pago de Marcharnudo Alto.

Tras minuciosos trabajos de cata, selección y sustitución de corchos, más de 5.000 botellas de vinos de Jerez, que aguardaban pacientes su momento de descorche por generaciones futuras en el aljibe de la bodega, reposan ahora entre los muros de este lugar único en el mundo. Dos años de dedicación que han dado como resultado la creación de un botellero que responde a la costumbre de González Byass de conservar determinados vinos de Añada y Solera desde su fundación. Un espacio que recupera la historia, conecta el pasado con el presente y garantiza la conservación, en pleno siglo XXI, del estilo enológico que ha guiado a esta bodega a lo largo de sus más de 180 años de historia.

No hay comentarios: